GUERRA CIVIL Y POSGUERRA
EN BELALCÁZAR

GUERRA CIVIL Y POSGUERRA EN BELALCÁZAR

NÚMERO DE VISITAS:

GUERRA CIVIL Y POSGUERRA EN BELALCÁZAR (CÓRDOBA)

La memoria histórica presente. Historias de vida de madres a hijas.

AUTORES

María Pilar Ruiz Borrega

Pablo Garrido González

Manuel J. Parodi Álvarez

Sandra Blanco Romo

ÍNDICE

Prólogo 6

Introducción 9

Fechas clave 14

Entrevistas 56

Conclusiones 122

Agradecimientos 125

Bibliografía 128

Diputación de Córdoba
Ayuntamiento de Belálcazar

INTRODUCCIÓN

En abril de 2019 presentábamos el proyecto De Madres a Hijas. La memoria histórica presente, a la Convocatoria de Subvenciones para el Desarrollo de Proyectos de Recuperación de la Memoria Histórica y Democrática de la Excma. Diputación  de Córdoba, con  el apoyo  del Ayuntamiento de Belalcázar.

Un proyecto que nos ha dado la oportunidad de dar voz a las historias calladas, aquellas que solo narraban los acontecimientos que han vivido bajo las faldas camillas de un salón en una  casa. Historias  vividas y contadas en primera persona, aunque algunas de ellas no han estado al frente en el campo de batalla, pero que sí han padecido la angustia de la contienda, de su opresión y de las penas de una  posguerra que  ha arrasado casas y campos en la localidad de Belalcázar y alrededores. Por ello, ofreceremos especial atención a sus víctimas y al papel que cumplieron las mujeres de la guerra civil, sin excluir las historias protagonizadas por los hombres.

Esta visión tan próxima nos permite acercarnos a una realidad histórica que verdaderamente antes no nos han contado, o si nos la han contado, es más que probable que no la hayamos entendido. Sentimos una sensibilización especial. Extrapolar estas pequeñas historias (pequeñas por pertenecer a núcleos de población de no muchos habitantes) a una realidad histórica, económica y social, nos permitirá entender el duro alcance de vivir una guerra y sus consecuencias directas, no solo contadas en la pérdida de seres queridos sino en el trauma de llevar esos duros momentos grabados a fuego en los recuerdos, la escasez de recursos básicos en el periodo de posguerra o en los difíciles momentos de cambio y de nuevas y vitales propuestas en el periodo de Transición Democrática posterior.

A partir de entrevistas abiertas a personas de la localidad de Belalcázar y de la vecina extremeña de Cabeza del Buey, que vivieron de manera directa este momento histórico, y otros más jóvenes que se empaparon de las narraciones de sus padres y abuelos, hemos tratado de acometer las cuestiones políticas, económicas, sociales y culturales del momento, conocer la vida cotidiana y los problemas de las familias en los años de guerra y posteriores, en los que la mujer cumple un papel protagonista, porque si hay una injusticia histórica que es vigente y sin reparar es la cuestión de la situación vivida por las mujeres españolas de la posguerra: esposas de presos, de maridos exiliados o clandestinos, viudas con hijos, hijas, hermanas o sobrinas de los vencidos, acusadoras o acusadas, con historias, al fin y al cabo, que las situaron en graves riesgos para su integridad física, intelectual y moral.

Al contar estas historias, tratamos de documentar sus vivencias tal y como ellas (y algunos de ellos) nos transmitieron, desde una visión introspectiva sin aportar juicios de valores, ¡suficientes tribunales hubo ya en aquellos amargos años!

Estas narraciones presentan algunos nombres ficticios (las de aquellos que aún temen las represalias). Cuando se cita a terceros, están incluidos porque ya forman parte de la historia y han sido incorporados en otras publicaciones.

Estas historias están fundadas en las vidas de doce protagonistas y algunos de sus familiares y conocidos que solo pretenden contar su verdad, sus vivencias, sus interpretaciones de una realidad en la que muchas veces no pudieron elegir, les tocó donde les tocó; cuando eligieron, no siempre tomaron la mejor decisión, pero ¡cómo saber incluso hoy cuál sería la más acertada!; algunos cambiaron de bando para sobrevivir, otros lo hicieron porque antes no tuvieron oportunidad de decidir… ¡y todos los actos tuvieron consecuencias! Sobre todo, para quienes tuvieron que soportar represalias por decisiones que ni siquiera pudieron tomar.

Dejaremos atrás muchos días señalados. Dejaremos atrás persecuciones, intimidación, asesinatos, violaciones, saqueos, abusos, espionaje…, momentos aterradores para la mayoría de las familias. Dejaremos atrás injustas muertes, insaciables luchas, ansias de sangre, acusaciones injustas, sed de venganza…

Solo pretendemos dar voz a unas cuantas, de tantas, voces calladas, silenciadas, con miedo a pronunciar estas palabras, inseguras por poder sufrir represalias.

El desgarro, el desamparo, la soledad, la impotencia, la rabia, la injusticia…, se convierten en emblemas de almas desprendidas, a las que el paso del tiempo les impide ya llorar en silencio.

En el apartado de fechas clave hemos incluido una enumeración de hechos o sucesión de acontecimientos reseñables que nos permitirán entender el contexto en el que nuestros entrevistados se encontraban. Son muchos los temas que podrían tratarse y abundante la documentación que podría analizarse,  si bien,  entendemos que  esta breve narración nos permitirá devolver el protagonismo a quienes han vivido esta historia en primera persona.

Por otra parte, para la elaboración de los planos de bombardeos se ha seguido la siguiente metodología:

La documentación de la época localizada en el Archivo Municipal de Belalcázar recoge de forma muy exhaustiva el número de viviendas afectadas por los bombardeos, dividiendo los daños en dos grandes grupos: casas totalmente destruidas y casas parcialmente destruidas.

Al no detallarse más, sino simplemente señalar estos datos calle por calle, no sólo es difícil estimar la mayor o menor concentración de daños en uno u otro sector de aquellas calles más largas, sino que bajo la “destrucción parcial” existe una amplia gama desde las más leves a las más severas.

Con estas limitaciones, el procedimiento seguido ha sido el siguiente. En primer lugar, se ha cotejado el callejero de entonces con el actual, de manera que la mayor parte del viario ha podido ser identificado sin ningún tipo de dudas. Posteriormente, se ha computado el número exacto de viviendas afectadas siguiendo el mismo criterio de  la documentación original (total o parcial destrucción), y por último se han ubicado sobre una ortofoto actual del pueblo distribuyendo de forma regular los impactos siguiendo el patrón lineal de ambos lados de cada calle mencionada.

El resultado de todo ello se ha graduado en función del tipo de destrucción documentada, dando como resultado el primer plano. Sin embargo, para aportar mayor robustez estadística al patrón de destrucción del caserío, se ha aplicado una técnica denominada densidad superficial kernel que realiza una interpolación probabilística señalando las zonas con mayor destrucción a falta de datos más precisos. Así pues, lo recogido en los planos no son un reflejo exacto de la realidad, al carecer de datos más precisos, pero en términos generales sí reflejan modelos estadísticos altamente fiables, sobre todo en el segundo de los casos.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •